50 consejos que deberías conocer antes de trabajar con el programa de afiliados de Amazon
4.68 (93.68%) 19 votos

Desde que la afiliación se reveló como una forma poderosa de ganar dinero, Amazon ha sido uno de los estandartes que han portado muchos de los bloggers que han conseguido ganarse la vida creando nichos y vendiendo “cosas” a través de Internet.

Este tío es una máquina, una verdadera máquina a la hora de crear nichos que luego rentabiliza a través de Amazon.

Yo le conocí a través de un fantástico post en el blog de Ángel Alegre, de Vivir al Máximo y desde entonces siempre he tenido la idea de proponerle que venga a mostrarnos sus conocimientos en B30, para todos los lectores.

Viene a poner el broche de oro final al calendario de autores invitados que comenzó en verano y que ha durado hasta el día de hoy… Después me toca volver a mí… pero hoy él es el absoluto protagonista.

El contenido es largo, pero créeme, dale una oportunidad porque te va a fascinar 😉

No es un post. Es un maldito ebook para aprenderlo todo sobre la afiliación en Amazon que damos en abierto dividido por capítulos para terminar el programa de colaboradores y autores invitados.

Y esta presentación es casi literal.

Queríamos terminar con algo que fuera “realmente premium”.

Este contenido nació de las manos del autor como un super artículo para Blogger3cero pero cuando vio que se le comenzó a ir de las manos por extensión terminó poniéndolo a la venta en un libro que es todavía más largo.

Aquí lo puedes leer en exclusiva, sin más.

Este es un post invitado de Jose Ávila. Blogger en comprarmicafetera.com.

50 Consejos para ganar dinero con Amazon

Renuncia de Responsabilidad

No vengo aquí a pontificar ni a decir cómo se deben hacer las cosas.

No me gustan los títulos rimbombantes, en plan “La Guía Definitiva” ni “Los trucos secretos de Amazon que nadie te había contado hasta ahora”. Tan solo cuento lo que yo hago y opino desde mi experiencia. Divulgo las técnicas que a mí me funcionan o me han funcionado en un momento y circunstancias determinadas. Muchas de las pautas incluidas en este texto quedarán obsoletas o habrá que revisarlas dentro de pocos años.

No hay garantías de que ninguno de los consejos expuestos en esta guía sea efectivo en otro entorno. En nuestro negocio no existen las dietas milagro ni las fórmulas mágicas; de lo contrario todo el mundo las usaría y sería millonario.

Por todo ello, esta lectura debes tomártela, por encima de todo, como inspiración. Si alguno de los puntos te sirve de ayuda, perfecto. Si no, algo habrás aprendido por el camino.

Introducción

¡Hola! Mi nombre es José Mª Ávila y Dean me ha invitado a contar aquí todo lo que sé sobre marketing de afiliación, y en particular sobre afiliación con Amazon.

Yo trabajo con un instrumento concreto: las páginas de nicho centradas en marketing de contenidoscreo que se llaman así, me pierdo con tanta etiqueta moderna-. Vamos, que no trabajo con tiendas online sino con portales de información donde se busca dar respuestas a los usuarios. No obstante, muchos de los consejos que vas a leer se pueden aplicar también a una tienda.

No conozco en profundidad otros métodos de promoción de afiliados como las redes sociales, los vídeos y demás historias, así que… En resumen: no todos los puntos de esta guía se podrán aplicar en todos los ámbitos del marketing de afiliación.

De igual modo, he intentado ser exhaustivo y no dejarme nada valioso en el tintero. Esto significa que algunos puntos son muy básicos y cualquier profesional mínimamente iniciado los conocerá de sobra. Era necesario incluirlos para que la guía fuese completa.

Los 50 consejos los divido en 6 capítulos, agrupados por temática, para facilitar la lectura.

Nota del Autor: Todo el contenido que vas a leer a partir de ahora tiene registrada la propiedad intelectual.

CAPÍTULO I – Antes de empezar

Dudas razonables y primeras decisiones. Cuestiones que deberías conocer antes de dar tus primeros pasos en el marketing de afiliación con la plataforma de Amazon.

Ser profesional

– Ya está aquí el iluminado con sus perogrulladas.

Pues sí, amigos. Hay que empezar por el principio. Una cosa es hacer una web de afiliados pensada desde el principio para ganar dinero, y otra cosa es tengo un blog donde hablo de todo un poco y de vez en cuando le meto un enlace de Amazon a ver si cae algo.

Lo primero se llama marketing de afiliación, y lo practican los profesionales. Lo segundo no sirve para nada.

Si queremos empezar en esta clase de negocios hay que tener miras altas y mentalidad profesional. Hay mucha gente compitiendo por el mismo pastel, y el conocimiento cada vez es más accesible. El negocio es complejo y son literalmente cientos los detalles que influyen en el éxito o en el fracaso de una web de este tipo.

Meter un enlace de Amazon de vez en cuando “por probar”, o “voy a hacer una web de afiliación y escribo un artículo cada dos semanas” son dos casos de ejemplo que deberían dejar de leer esta guía ahora mismo, y dedicar un tiempo a replantearse sus objetivos en el marketing online. Por eso pongo este punto en primer lugar.

Si quieres ir en serio en esto, entonces sí. Sigue leyendo.

Entender conceptos: Un afiliado en Internet no es un comercial

Tu papel como afiliado de Amazon no es convencer a la gente de que compre algo. Esa es la misión de Amazon, y créeme que lo hace mejor que nadie.

Tu misión debería ser identificar a los usuarios que ya están interesados en hacer una compra, y darles un buen motivo para que se pasen por tu web antes de hacerla.

¿Cómo se consigue esto? Hay varios instrumentos, pero el SEO debe ser el principal. Estás en uno de los portales de referencia sobre SEO en habla hispana, así que no vamos a extendernos sobre este punto 🙂

Si llenas tu web de visitantes aleatorios sin ningún tipo de filtro, y luego pretendes que sea tu web -y no Amazon- quien les convenza de hacer una compra, tus conversiones van a ser realmente bajas.

Trabajar la confiabilidad

Como afiliado, tus ingresos dependen de las ventas. Y una web confiable siempre facilitará que sus lectores acaben comprando más cosas.

No hay más.

Trabaja la imagen y la confiabilidad todo lo que puedas. Es una carrera de fondo. Yo recomiendo posicionarse como experto en la temática que vas a tratar en tu web, y ser todo lo transparente que tu conciencia te permita.

Y si para ello crees en algún momento que tienes que renunciar a ciertos trucos de afiliado agresivo, pues hazlo. No importa. A la larga conseguirás mayores beneficios y sobre todo un flujo de ventas sostenible.

Equilibrio entre afiliación y otras vías de monetización

Todos alguna vez hemos pensado en meter publicidad en nuestras webs para ganar un dinerillo extra. No lo neguéis.

Algunos han terminado haciéndolo y otros no. Normalmente nos frena el miedo a tocar lo que ya funciona, y que al añadir elementos intrusivos (un anuncio, para que sea efectivo, tiene que ser muy visible) perjudiquemos la tasa de conversión de nuestros enlaces de afiliado.

Yo también he sufrido ese dilema.

La solución que adopté, tras probar infinidad de combinaciones, fue usar la publicidad con plena libertad solo en los artículos con menor tasa de conversión (los que me sirven sobre todo como captadores de tráfico masivo), y dejarla como complemento -o no usarla- en las áreas que realmente convierten en Amazon (reseñas de productos, y otras).

Es decir, no ver la web como un todo sino saber separar las distintas áreas de contenido y comprender cuál es la utilidad de cada una.

Esta feliz idea me surge a raíz de una conversación con María Jesús Brañuelas, de BierzoSEO, a quien otorgo créditos por ello.

La misma filosofía es válida para otras fórmulas de monetización (venta directa de productos, por ejemplo). No tienes por qué renunciar a ninguna, pero ten muy claro cómo ganas la mayor parte del dinero y qué tipo de tráfico capta cada uno de los segmentos de tu portal.

¿Meto enlaces de afiliado desde el principio? ¿Meto publicidad desde el principio?

Una pregunta también recurrente en nuestro mundillo y que la gente que empieza nos hace constantemente.

Sí, lógicamente debes insertar tus enlaces de afiliado lo antes posible, para aprovechar cualquier visita o cualquier venta esporádica que pudieras captar al principio. Si tienes cerca el mes de noviembre, con mayor motivo todavía. Más adelante explico por qué, aunque ya deberías imaginártelo.

Además, si esperas demasiado tiempo, aunque en los primeros meses no tengas mucho tráfico, luego posiblemente tendrás mucho contenido y será un engorro ponerte a añadir enlaces en multitud de sitios diferentes.

Si estás empezando en esto, ten en cuenta que para darte de alta en el programa de afiliación de Amazon debes enviar una solicitud, y Amazon te la tiene que aprobar previa evaluación de tu web. Si no tienes web, o está vacía, van a rechazarte la solicitud desde el primer momento. Mejor espera a tener algo decente que presentarle a Amazon.

Respecto a la publicidad, que es algo que también pregunta mucha gente pregunta (no es el objeto de esta guía pero lo comento igualmente): olvídate de ella hasta que no seas capaz de generar al menos cinco mil impresiones de anuncio diarias. A partir de ese momento, asegúrate de saber optimizarla para que sea un complemento a tus ingresos, y no un estorbo. Pero al principio, ni te lo plantees.

No limitarse a Amazon

Yo trabajo con el programa de afiliación de Amazon porque creo que sus ventajas son mucho mayores que sus desventajas. Por citar algunas:

  • Es la mayor tienda online del mundo, y además es reputada como tal. Quicir, la gente tiene confianza en Amazon y está acostumbrada a comprar allí. La mayoría prefiere comprar en Amazon que hacerlo directamente en una tienda online de una web desconocida.
  • Que te generen comisiones por cualquier venta, no solo por los productos que tú promociones, es un plus enorme. Un porcentaje significativo de los ingresos totales de cualquier afiliado de tamaño medio procede de productos que no ha promocionado directamente.
  • Son unos maestros jugando a las ventas cruzadas y haciendo promociones. Para mí, solamente lo que se gana el Black Friday es suficiente para preferir a Amazon por encima de cualquier otra plataforma.

No obstante lo anterior, puede haber productos concretos que en otra plataforma o programa determinado te resulten más rentables porque te dan una comisión muy alta. Explora el mercado y no deseches esta oportunidad. Yo además de Amazon trabajo con Belboon y con Tradedoubler. Hay decenas de opciones y como complemento pueden servir, si las sabes calibrar.

El nicho condiciona tus ingresos

Esto debes tenerlo claro desde el inicio: la elección de la temática va a condicionar tus ingresos incluso antes de que empieces a trabajar. No tiene el mismo potencial de ingresos una temática que otra.

¿Por qué? Pues por mil cosas:

  • Porque sus productos sean muy caros, o muy baratos.
  • Porque cuente con muchos productos distintos.
  • Porque sea una temática muy popular en la sociedad.
  • Porque se trate de una moda o una temática de interés permanente.
  • Porque no tenga competencia, o porque ya existan grandes portales trabajando en ella.
  • … y un largo etćetera.

Lo que sí depende de ti es alcanzar este techo máximo del potencial que tiene tu temática.

  • Puedes ganar mucho dinero trabajando muy bien en una temática con escaso potencial.
  • Puedes ganar menos dinero trabajando en una temática muy potente, pero quizá más competida o donde no consigas dar con la tecla.

Antes de dar cualquier paso en el marketing de afiliación, evalúa bien en qué nicho vas a trabajar. Cada día hay más competencia, sí, pero cada día también surgen nichos nuevos. Esto va a ser así hasta el fin de los tiempos.

Cómo estar en paz con el fisco si generas pequeños ingresos

En algún sitio debería estar explicado con claridad qué tiene que hacer la gente que gana pequeñas cantidades en Internet y quiere dormir con la conciencia tranquila.

El que gana mucho dinero en los negocios online, o es autónomo o ha montado ya su propia empresa, así que este tema lo tiene solucionado.

Pero la persona que empieza con una modesta página web, y se enfrenta a sus primeras comisiones, siempre se pregunta cómo tiene que declararlas y qué pasos debe seguir para no defraudar al fisco.

Yo voy a contar el caso de España, que es lo que conozco.

Lo primero que debemos tener claro es que hay que cumplir obligaciones con Hacienda y con la Seguridad Social.

Explicamos primero el caso de Hacienda.

Vamos a cumplir con la Agencia Tributaria

Todo lo que ganes con Amazon, con Google, o en cualquier otro sitio, desde el primer euro, debes declararlo a Hacienda. Aunque sea 1 euro. Si no lo haces estás incurriendo en delito (economía sumergida).

Esta es la teoría. En la práctica casi nadie declara cantidades tan pequeñas.

¿Cuándo declarar?
Ahí ya es tu decisión tuya y de tu conciencia. La ley te dice que lo hagas desde el primer euro de ingresos.
¿Cómo declarar?
Amazon no practica ningún tipo de retención en los pagos, así que todo lo que ingresas es bruto. Teóricamente –y recalco lo de teóricamente, porque así es como me lo indicaron en la delegación de Hacienda cuando fui a preguntardebes hacer pagos a cuenta trimestrales, a través del modelo 130. Exactamente igual que cuando eres autónomo.

Luego tienes que declarar en la Renta anual que has ingresado X euros a través de Amazon, y ya te practicarán ahí la retención que corresponda (24%, 30%… Según el tramo donde estés).

Si no has hecho pagos a cuenta trimestrales… Pues tendrás que tributarlo todo en la Renta. En ambos casos tendrás que pagar a Hacienda lo mismo, en función de tus ingresos. Pero la forma correcta de hacerlo, según Hacienda, es darte de alta como profesional y todos los trimestres dar cuenta de tus ganancias.

Del IVA no tienes que preocuparte, porque Amazon ya da cuenta de ese IVA a la Hacienda Española en tu lugar. Es una actividad exenta. Pero sí que puedes deducirte el IVA que tú hayas pagado por gastos que se puedan imputar a tu actividad (ejemplo fácil: si te compras un ordenador nuevo, o la conexión a Internet si está a tu nombre).

Google, por cierto, lo hace de la misma manera.

Otro detalle importante: tu operas con Amazon Europa, que tiene sede en Luxemburgo. Esto te obliga darte de alta en el ROI (Registro de Operadores Intracomunitarios). No cuesta dinero, te lo hacen también en Hacienda. Y si trabajas con Google ocurre igual, porque tiene sede en Irlanda.

Resumiendo
  • Te das de alta en el registro censal de Hacienda.
  • Haces facturas de tus ingresos todos los meses, para presentarlas en cada trimestre. No, no hace falta ser autónomo para hacer facturas. Lo que sí hace falta es estar dado de alta como profesional en Hacienda. Mucha gente lo confunde porque ser autónomo implica siempre tributar a Hacienda. Pero no viceversa.
  • Efectúas pagos a cuenta trimestrales a través del modelo 130.
  • Te das de alta en el Registro de Operadores Intracomunitarios.
  • Declaras todos los trimestres el IVA repercutido, tanto en tus ingresos (en el caso de Amazon es nulo) como en tus gastos.
  • En la Declaración de la Renta debes indicar tus ganancias por la actividad que realices en Internet, ya que Hacienda no tendrá constancia de ellas.

Para que te hagas una idea, a poco que tengas ingresos anuales normales Hacienda se llevará sobre un 24% o un 30% de ellos.

Y hasta aquí los pasos para cumplir con Hacienda.

Luego está el tema de la Seguridad Social, y la temida cuota de autónomos.

Vamos a cumplir con la Seguridad Social

Para cotizar a la Seguridad Social, lo más normal es darse de alta como autónomo. Solo estás obligado a hacerlo si cumples ciertas condiciones, como:

  • Que tus ingresos sean frecuentes o periódicos.
  • Que superen al cabo del año el salario mínimo interprofesional.
  • Que estos ingresos sean tu único medio de vida.

Como es natural, si generas de vez en cuando 50€ o 100€ de ingresos pues no te interesa pagar una cuota de autónomo solo para eso.

Es tu elección.

Es perfectamente posible estar dado de alta en Hacienda por una actividad pequeña, como profesional independiente, pero no estar dado de alta en la Seguridad Social y por tanto no cotizar. Son cosas diferentes.

En el caso que nos ocupa, los ingresos que vamos a recibir de Amazon por nuestra web serán siempre mensuales, así que lo de la periodicidad lo vamos a cumplir queramos o no. Así que lo más práctico será vigilar nuestro nivel de ingresos, y prever darnos de alta como autonómo cuando veamos que al cabo de un año natural vamos a estar por encima de los 8.000€ – 9.000€ (más o menos).

Si ingresas menos de esa cantidad, pero por lo que sea quieres cotizar a la Seguridad Social, también puedes hacerlo. Simplemente debes ser consciente de hasta qué momento no estás obligado a hacerlo, y a partir de qué momento sí lo estás.

También es posible generar estos ingresos extra mientras tienes otro trabajo por cuenta ajena. En ese caso, posiblemente no tengas necesidad de cotizar a la Seguridad Social por esta actividad (tu empresa lo hará por ti) pero recuerda que sí estás obligado a declarar a Hacienda tus ganancias online.

Puedes configurar el límite mínimo para que Amazon te pague. Amazon retendrá tus pagos hasta que superes el umbral predefinido: 25€ para depósitos directos y 50€ para cheques. Así, por ejemplo, podrías evitar tener que darte de alta como autónomo en un determinado año o evitar que tus ingresos sean “frecuentes”. El problema es que esto solo puedes hacerlo si escoges que te paguen con un cheque. Si como método de pago eliges el depósito directo, el umbral de 25 euros es fijo y te van a pagar todos los meses.

Sea como fuere, en estas cuestiones lo más aconsejable es ir a preguntar a tu Delegación de Hacienda y al centro de la Seguridad Social más cercanos, y rezar porque te atienda una persona que tenga una mínima idea de cómo resolver estas cuestiones (mi experiencia me dice que no es sencillo).

Ser prevenido: Vigilar los términos legales de tu web

Cuando tengas cierto volumen de tráfico, te sorprenderá la cantidad de gente que contacta contigo como si tú fueras el vendedor de los productos. Te preguntan dudas técnicas, te consultan por servicios de mantenimiento y reparaciones, quieren saber si haces repartos a remotas regiones del altiplano boliviano…

Para evitar problemas, conviene que incluyas en el Aviso Legal de tu web las cláusulas necesarias para estar prevenido en caso de que alguien tenga algún problema con algún producto, y pretenda echarte la culpa a ti por haber mediado en la venta. Sí, sí, no pongas esa cara. Puede suceder.

El apartado de Exención de Responsabilidad debería ser suficiente.

¿Cómo? ¿Que no tienes un Aviso Legal en tu web? Pues ya vas tarde.

CAPÍTULO II – Los enlaces de afiliado

Cómo usarlos correctamente, y cómo operar con ellos para exprimirlos a tope. 

Enmascarar los enlaces

Puedes usar Pretty Link o cualquier otra herramienta similar, la que quieras, pero es recomendable hacer tus enlaces de afiliado un poquito más confiables de cara a tus lectores. No todos se preocupan de ver las URLs de destino, pero… Hagamos una prueba:

Como lector que tiene intención de dejarse el dinero en una compra, ¿qué enlace pulsarías antes?

  • http://www.comprarmicafetera.com/comprar/roomba
  • http://amzn.to/1Ulbl6G
  • http://www.amazon.es/gp/product/B00O1UNC0K/ref=as_li_qf_sp_asin_il_tl?ie=UTF8&camp=3626&creative=24790&creativeASIN=B00O1UNC0K&linkCode=as2&tag=b3cero-21

La respuesta es obvia: la mayoría de gente elegirá la opción (a). Y si no quieres usar un plugin de redirección por cualquier motivo, pues usa el acortador de Amazon -opción (b)-, como mal menor.

Utilizar un plugin de redirecciones para enmascarar los enlaces te será muy útil también cuando necesites cambiar el enlace de afiliado para un determinado producto. En lugar de hacerlo a mano en los tropecientos sitios de tu web donde lo hayas usado, solo tendrás que ir a tu plugin y modificarlo una sola vez.

Por último, otro motivo para usar un plugin de este tipo es la facilidad que te dan para poner nofollow todos tus enlaces de afiliado (que son externos), algo que seguramente te interese si tienes alguna noción de SEO y sabes de lo que estamos hablando. 

Enlazar todas tus imágenes hacia Amazon

Es increíble pero sigo viendo ejemplos casi a diario de sites de afiliados que hacen reseñas de productos y no enlazan sus imágenes hacia Amazon.

Esta es una técnica básica. Todos sufrimos un impulso casi sobrenatural a hacer click sobre las imágenes, para verlas más grandes, para abrirlas en otra pantalla, para encontrar un huevo de pascua, por inercia…

 Las imágenes se pulsan mucho. Coloca tus enlaces de afiliado en ellas.  
Sé honesto e indica en el atributo Title de tu imagen la acción que se ejecuta con el enlace. Por ejemplo, Comprar Aspiradora Braun XYZ-123. Además de coherente, es una buena práctica SEO. Si no lo has descubierto todavía, que sepas que como afiliado te interesa posicionarte para las keywords comprar+loquesea.
Una vez que tengas bien montado y optimizado tu inventario de imágenes, puedes dirigir la atención de tus lectores hacia ellas usando el lenguaje como arma. Ejemplo: “en la fotografía siguiente puedes ver cómo…”, o “busca este detalle en la última imagen de esta reseña…”, o “recuerda cómo en la primera fotografía de esta reseña…”.

Llegado a este punto, alguno pensará que para escribir como afiliado es necesario estar pendiente de demasiadas cosas. No le falta razón, pero lo suyo realmente es coger hábitos e interiorizar pautas para que te salgan de manera natural. Escribir una reseña no puede convertirse en una carrera de obstáculos.

Huir de los banners

Los banners de Amazon son feos, anticuados, y convierten poco. Me sorprende la cantidad de sitios donde los sigo viendo. Los enlaces que mejor convierten son los enlaces de texto, bien integrados dentro de tu contenido.

Y podemos aplicar algunas pautas para que funcionen mejor, como por ejemplo…

Enlazar a tu producto cada vez que lo menciones en el texto

Esta es para mí la principal fuente de clicks de afiliado, de las tres que considero principales. Hemos hablado de las fotos, más adelante hablaremos de los botones de llamada a la acción, pero la principal sin duda son los enlaces integrados en el texto.

Si los usas con astucia, los enlaces normales y corrientes, bien integrados en el texto, serán tus principales proveedores de cookies por los siglos de los siglos.

Tampoco vas a andar poniendo un enlace en cada frase, pero damos por hecho que tienes nociones de copywriting y vas a repetir el nombre de tu producto de una manera coherente y mesurada, aunque sea con variaciones del nombre principal.

Dicho esto, no desaproveches ninguna ocasión. Los enlaces integrados en el contenido son los que más se van a pulsar en tu web. Y si es posible, utiliza textos diferentes para ellos. Por ejemplo, si tu producto se llama Hyundai AB-1234 puedes enlazarlo de las siguientes maneras:

  • Hyundai AB-1234
  • Hyundai AB1234
  • Hyundai AB 1234
  • Producto Hyundai
  • el modelo AB-1234 de Hyundai

Tienes que ser creativo y conocer las distintas formas que se pueden emplear para usar tu producto. Debes aspirar a la variedad de tus textos ancla.

Enlazar a las búsquedas del catálogo de Amazon

No hace falta enlazar siempre a productos concretos. Las páginas de búsquedas (también las de categorías) pueden tener sentido en determinados contextos… Y Amazon te permite enlazarlas de manera directa.

Su uso multiplica las posibilidades de ofrecer productos relevantes, ya que te permiten llegar a conceptos inalcanzables con un producto individual.

Ejemplos:

Búsqueda

Si haces una reseña de un producto muy nuevo, quizás todavía no esté en el stock de Amazon. Esto suele pasar por ejemplo cuando monitorizas la actualidad de una marca, y cuando hay una novedad importante la metes en tu web el mismo día del lanzamiento. Si no quieres perder la ocasión de sumar enlaces, aunque todavía no esté el producto en Amazon, como solución temporal es una idea enlazar hacia su búsqueda.

Volvamos sobre nuestros pasos: fíjate bien en la foto anterior.

El usuario accederá a un listado que quizá tenga información relevante, o que quizá no contenga resultados. Lo que sí es seguro es, cuando Amazon tenga ese producto, aparecerá en el listado que has enlazado y tú no tendrás que preocuparte demasiado por monitorizarlo.

Aprovechar los comentarios

Ya sabemos que en una web de contenidos conviene responder a los comentarios, interactuar con la gente, fomentar la conversión, ayudar a generar contenido gratuito, traccionar más keywords, bla, bla, bla… Todos conocemos lo útiles que son los comentarios.

Desde el punto de vista del afiliado, conviene ir un paso más allá y ser astutos.

Cuando estoy respondiendo a un comentario, muy probablemente esa persona estará esperando leer mi respuesta. La leerá con total seguridad. Es posible incluso que reciba en su correo un email cuando yo le responda.

¿Por qué desaprovechar esa oportunidad?

 Busca maneras de insertar enlaces de afiliado en tus comentarios.  

Y no digamos ya si encima tu respuesta es valiosa y resuelve el problema. Cookie garantizada.

Antes de redactar esta guía me había prohibido a mí mismo hablar de SEO, porque al final mezclamos conceptos, pero bueno… Las dos disciplinas están muy relacionadas. Si tienes una mínima idea de esto, ya sabrás que los comentarios pueden ayudar a posicionar. Es contenido relevante, es contenido gratis, es contenido valioso, y normalmente contiene multitud de keywords relacionadas con la temática del artículo. ¿Sabías que muchos lectores llegan a un post a través de los comentarios? ¿Que el snippet de texto que aparece en las SERPs de Google puede ser de un comentario? ¿Que según cómo tengas configurado tu WordPress puedes estar indexando la URL de todos tus comentarios?

¿Qué te quiero decir con todo esto?

Pues que hay lectores que llegan a tu página directamente para leer no el contenido que tú has escrito, sino para leer la sección de comentarios. ¡Y se leen las conversaciones enteras!

Un post con varios cientos de comentarios es un tesoro. No desaproveches ningún rincón.

Utilizar botones de llamada a la acción

Ya lo hemos repetido antes: hay tres elementos en una página que son la mayor fuente de clicks para un afiliado. De menor a mayor importancia (bajo mi punto de vista): las fotos, los Call-to-Action, y los enlaces de texto de los que hablaremos luego. En este punto hablaremos de los segundos.

Cuando hablamos de llamada a la acción nos referimos a decirle directamente a tu lector: ¡COMPRA! ¡HAZ ALGO y HAZLO YA!

Nuevamente, me sorprende ver reseñas de productos que pretenden obtener click de afiliado y no tienen ni una sola llamada a la acción.

Las llamadas a la acción deben ser pocas y muy claras. Preferiblemente en forma de botones de compra. Lo ideal es usar un tema de WP optimizado para estas lides (luego hablaré de ello), pero si los colocas tú mismo a mano procura situarlos en lugares estratégicos: principio y final de tu reseña, bien visibles, grandecitos y sin elementos alrededor que distraigan. Y centrados, por favor.

Yo no recomiendo usar más de dos, pero esto ya es una elección particular de cada uno, en la que además pueden influir otros factores como el diseño de tu página de reseña o la estética de tu web.

Los colores y el lenguaje que emplees en los botones también influyen, pero estos aspectos los trataremos en apartados posteriores.

Sí, usar los propios botones de Amazon también puede ser una buena idea en determinados tipos de webs.

Botón de Amazon

Enlaces al principio del texto vs. enlaces al final…

… o mejor aún, ambos. Está claro que debemos incluir en nuestro texto todos los enlaces de afiliado que nos sea posible, pero siempre dentro de un orden. Una buena distribución de enlaces facilita la lectura y favorece la naturalidad de los mismos.

Los que mejor me funcionan -si los uso bien y con las palabras correctas- son los que están al principio y al final de los artículos. ¿Por qué? No lo sé, pero imagino que será donde se centra la atención del lector.

Si tú estás leyendo una reseña, sueles pulsar lo primero que te ofrecen para aglutinar la mayor información posible. Por eso me gusta incluir en el primer párrafo enlaces de afiliados no solo del producto en cuestión, sino de otros relacionados. O varios enlaces del mismo producto, con mayor densidad de la que luego usamos en el resto del contenido.

Por un motivo parecido, suelo incluir enlaces a otros productos al final de mis reseñas, cuando el usuario ya sabe todo lo que tiene que saber sobre el producto –aquí hay que suponer que se lo ha leído todo… Que ya es mucho suponer– y puedes captar su atención ofreciéndole alternativas, del tipo:

“…si este producto te ha gustado, ESTE OTRO tiene el depósito más grande”

o

“…este otro PRODUCTO tiene las mismas prestaciones, pero es mucho más barato porque es de una marca menos conocida”

Estos enlaces son muy pulsables y recomiendo incluirlos de este modo -con las palabras adecuadas- en la sección final o en los últimos párrafos de tu reseña, cuando ya todo el pescado está vendido.

Enlazado interno vs. externo: Cuándo enlazar a mi web y cuándo enlazar a Amazon

Esta es una disyuntiva eterna.

A mí me gusta fomentar el enlazado interno en mi web. Bien construido y empleado con coherencia, es una bonita manera de fortalecer los cimientos del portal, mejorar el ratio de páginas vistas por visita, y aumentar la confiabilidad de tu sitio.

Pero claro, si hago mención a un producto que ya tengo como afiliado… ¿Lo enlazo hacia Amazon o lo enlazo hacia la reseña de mi web?

Yo aquí apuesto por una estrategia poco agresiva desde el punto de vista de la afiliación.

Enlazo como afiliado solo las menciones directas del producto que estoy revisando. Las menciones a otros productos que no sean el protagonista de mi reseña, las mando hacia sus reseñas propias.

Es decir, en una reseña procuro enlazar como afiliado solo un único producto. El resto serán enlaces internos a mi web.

La excepción a esta norma son los rankings.

Cuando hago un post sobre una lista de productos, me gusta enlazar como afiliado cada uno de ellos (ya explicaré en un consejo posterior cuál es el beneficio y el objetivo de este tipo de entradas). Sin perjuicio de que a cada producto de ese ranking le dedique unas líneas y entonces allí mencione también su review.

O mejor aún: los junto todos en una tabla comparativa con enlaces tanto a la review interna como a Amazon.

CAPÍTULO III – El contenido

Cómo contar las cosas y cómo disponer la información para sacar el máximo provecho de tus enlaces de afiliado.

No usar imágenes muy grandes

Todo lo que dijimos en el consejo número 10 nos lo cargamos si usamos una imagen muy grande. Puede quedar muy bonita o muy espectacular, pero no beneficia a la tasa de conversión.

Las imágenes demasiado grandes dejan de ser pulsables.

De hecho, si las muestras ligeramente más pequeñas de lo normal, no muy pequeñas pero con un tamaño ligeramente incómodo… Y les añades una leyenda de “pulsa para verla en grande”… Mmm, bueno estarás practicando una suerte black hat para afiliados y eso no nos interesa.

Pero por poder, se puede. Allá cada cual.

No incrustar vídeos muy pequeños

Por el mismo motivo que el punto anterior, si el vídeo lo incrustas con un tamaño pequeño muchos lectores pulsarán sobre él y se irán directamente a YouTube a verlo más grande. Siempre es un riesgo que abandonen tu página aunque la nueva se abra en otra pestaña, así que sé generoso.

Además, una de las cosas que molan de emplear vídeos en tus reseñas es que ayudan a aumentar el tiempo en el sitio.

Si eres muy muy agresivo puedes llegar a incrustar un vídeo de youtube y luego enlazar la vista previa a la página de Amazon del producto con tu link de afiilado… esto iría directamente a nuestra recién inaugurada -e inventada- sección de black hat para afiliados. Yo personalmente no recomiendo estas técnicas, pero estamos aquí para hablar de todo un poco, ¿no?

Utilizar tablas y comparativas

¡A los compradores les encantan las tablas y las comparativas!

Son un ecosistema mágico en cuyas redes los lectores caen irremediablemente atraídos por su información estructurada, su poder visual y su facilidad para ordenar o disponer elementos a conveniencia. Se pierden, se enredan, recorren arriba y abajo sus filas y columnas, bichean ávidos de conocimiento hasta el último dato relevante, pinchan en sus botones…

…¿Pinchan en sus botones?

No hay más que hablar.

Tabla

Y si nos ponemos serios con el SEO –de verdad, intentaré no hablar mucho de SEO en esta guía, lo prometo– las keywords que incluyen “comparativa…” son una diana o-bli-ga-to-ria en un montón de nichos.

La importancia del contexto y del lenguaje

No estoy descubriendo la pólvora. Estas -y otras muchas- son técnicas básicas en el mundo del marketing, y como tales un buen afiliado debería saber emplearlas en su beneficio.

Se puede potenciar la efectividad de un enlace o de un botón determinado si sabemos rodearlo de las palabras correctas y utilizar los términos precisos. El diccionario y las mayúsculas son buenos aliados para el profesional de la afiliación.

No es lo mismo que tu botón diga “comprar”, a que diga “Cómpralo AHORA”. O mejor aún: “Cómpralo YA MISMO – Pulsa aquí para ver su precio”.

Palabras que ayudan a convertir: ahora, ya, hoy mismo, actual, especial, urgente, seguro, garantizado…
Si usáis newsletters, informar a la gente de una promoción o de un descuento especial que “se termina hoy mismo” o que “tiene existencias muy limitadas” fomenta que la gente al menos lo pinche para ver de qué se trata. No hace falta ser dramáticos y tratar de generar ansiedad y estrés continuamente, pero en momentos puntuales sí que conviene recordarle al lector que espabile si no quiere quedarse sin un chollo.

Por citar un ejemplo, yo siempre utilizo en mis botones de llamada a la acción leyendas del tipo Compra AHORA, Compra HOY, Comprar YA, Comprueba el precio ACTUAL… Cosas de este tipo.

Como es natural, puedes conseguir mayor efectividad si testeas varias opciones y mides el CTR que logras con cada una.

Es poderoso hacerle saber al lector que, si pulsa tu enlace, puede estar disfrutando de su producto en 24 horas. El sentido de la urgencia, de la inmediatez, anima a la gente a actuar en lugar de quedarse parada.

Cuidar la elección de los colores de los elementos pulsables

Puedes jugar con los colores de tus enlaces y de tus botones, si el branding y la estética de tu web te lo permiten. Sobre todo, testea minuciosamente los colores de los botones de llamada a la acción. No des cosas por sentadas: prueba y mide. Si hemos dicho que el lenguaje importa, pues el color exactamente igual.

  • Colores que pueden mejorar la tasa de conversión: verde, naranja, amarillo oscuro.
  • Colores que pueden empeorar la tasa de conversión: azul, negro, gris.
  • Colores de los que yo no me fío: el rojo. Incita a la acción pero también genera sensaciones de alarma y peligro. Puede ser una bomba, así que mejor testearlo antes de usarlo de manera masiva.
Tómate esto como una referencia genérica, porque la efectividad del color depende mucho del entorno y del diseño de tu web. Normalmente el mejor color es el que más destaque sobre el fondo y sobre el diseño de tu plantilla.

Lo importante es que no lo dejes al azar y tengas claro que el color de tu botón y de tu texto puede subir o bajar décimas el CTR del enlace.

Déjame que te lo traduzca
Décimas en el CTR = Decenas de ventas a final de mes.

Di no a los sliders

Los sliders de imágenes disminuyen el ratio de conversión de una web. Distraen al lector, no le permiten explorar tu portal, disminuyen la efectividad de la publicidad… No están pensados para webs de afiliados.

Hay que advertir sobre ellos porque muchas plantillas los incluyen, y a veces el personal emplea criterios un tanto laxos -por usar un término amable- a la hora de elegir plantilla para su web de afiliados.

Que sí, que los sliders quedan muy chulos… Pero nuestro objetivo es otro.

No atosigar: Be smart

Hay que tener claro que nuestro objetivo como afiliados es sembrar una cookie en los ordenadores de nuestros lectores. Una cookie de Amazon dura 24 horas. No va a durar más ni va a convertir mejor por el hecho de que nuestro lector pulse una vez, o pulse 20. Las cookies se sobreescriben y solo perdura la última.

Esto significa que nos interesa meter muchos enlaces en las reseñas para aumentar la probabilidad de que el usuario pulse. Pero no para que pulse muchas veces.

Si tu lector pulsa una vez en un enlace, entonces ya ha terminado nuestro trabajo. Desde el punto de vista de la afiliación, nos da igual lo que ocurra luego.

Tenlo en cuenta para disponer los contenidos -y los enlaces- de la manera más óptima en cada caso. En ocasiones puede convenir más hacer un texto con muchos enlaces, y en otras ocasiones quizá es mejor dirigir de manera exagerada la atención del lector hacia un solo elemento de nuestro contenido, y aprovechar el resto del post para enlaces externos o para otros propósitos.

Resumiendo, que no vas a convertir el triple tan solo por incluir el triple de enlaces.

Cada tipo de post ayuda a un objetivo

Así es. Uno de los errores más comunes del afiliado que empieza es no saber atacar los contenidos correctamente. Hay múltiples ideas para construir un post, y cada una de ellas nos ayudará a conseguir un objetivo determinado.

  • Las reseñas de productos nos ayudarán a convertir y generar ventas directas.
  • Los artículos (posts) convencionales nos permiten atacar un sinfin de keywords relevantes y resolver problemas de nuestros lectores. Son captadores de tráfico, aunque no necesariamente sean buenos conversores.
  • Los rankings o listas son un tipo de post híbrido, que mejora el CTR del portal y que puede convertir muy bien si andamos listos en el uso de los enlaces. Pero, sobre todo, son excelentes posts-gancho que funcionan muy bien en redes sociales y son susceptibles de convertirse en virales.
  • Las comparativas nos ayudan a resolver problemas muy demandados de nuestros lectores, y también son estupendos posts-gancho, como los anteriores. Un buen tema optimizado para afiliación, como Ultimate Azon Theme (link de afiliado, gracias), puede ayudarte a que tus posts de comparativas sean además excelentes conversores.
  • Las páginas: si sigues una estrategia SEO muy definida, te puede interesar usar páginas 100% transaccionales para atacar un conjunto de keywords determinado. Es decir, exponer tus productos y poco más. Al no admitir comentarios, las páginas te permiten controlar mejor la densidad de palabra otra serie de parámetros sobre los que no voy a profundizar -este no es un post de SEO-.
  • Las páginas de marcas: esta es una jerarquía de categorízación que nunca se nos debería pasar por alto en una web de afiliados. La gente busca los productos de tal o cual marca, quiere saber qué marca es mejor que la otra, o es seguidora habitual de una marca en concreto. Muchas veces la información fluye a nivel de marca, no a nivel de producto.

Podría añadir más, pero estos son los tipos de posts que yo uso principalmente.

Ten claro cuál es el propósito de cada uno, y elabora un plan editorial que los incluya a todos en la proporción adecuada. Las reseñas de productos deben ser la base de tu estrategia, pero nunca captarás tráfico masivo si te olvidas de escribir artículos de otro tipo.

Utilizar diversos tipos de artículo también te ayudará a categorizar y organizar la información de tu web de la manera más eficiente (desde el punto de vista de Google, y desde el punto de vista del afiliado).

Utilizar los precios en tu favor

O el interés que generan los precios, mejor dicho.

Una de las cosas que más escucho en contra de Amazon o de las webs de este tipo es que no ofrecen el precio real del producto en cada momento. Hay incluso herramientas híper-complejas y comparadores de precios que consultan todo el rato a Amazon y permiten ofrecer en tu web el coste real de un artículo concreto.

A mí no me parece tan importante obsesionarse con dar esta información en web.

En lugar de eso, prefiero mantener el misterio y usarlo en mi favor. Le digo a la gente con claridad que los precios van cambiando y que lo mejor que pueden hacer para conocer el precio en ese momento es acceder a la página del artículo en Amazon. Con link de afiliado, por supuesto.

No es casualidad que para los enlaces de afiliado de mis tablas utilice con frecuencia el texto “Ver Precio”.

Precio en Amazon

Consejos y detalles que conviene saber a la hora de elegir qué productos escoger para nuestras promociones.

Conocer bien tus productos y cómo los categoriza Amazon

¿Hemos dicho ya que el sistema de informes y categorizaciones de Amazon es un poco desastre?

Yo siempre aconsejo estudiarse de memoria las áreas en las que vamos a trabajar, o las que afectan de manera directa a nuestro nicho. No es raro encontrarse sorpresas.

En mi caso, hay una minoría de productos que Amazon categoriza en la sección Hogar, mientras que la mayoría están incluidos en Cocina y Menaje. No hablo de productos diferentes, sino de los mismos productos. Es absurdo, pero es real.

Mucho ojo: la categorización de productos que Amazon tiene en cuenta para sus informes, no siempre coincide con la que los usuarios podemos ver en la tienda. Es un lío, sí, pero no vamos a incidir en lo laberíntico que resulta moverse por el catálogo de Amazon.

La cuestión no pasaría de ser una anécdota si no fuera porque los primeros tienen un 7% de comisión y los segundos un 5% en la estructura actual. Traducido: los primeros son un 40% más rentables que los segundos.

Cómo elegir (y cómo no elegir) los productos para promocionar

A la hora de elegir qué productos vamos a reseñar en nuestra web, sobre todo al principio, uno de los instrumentos que solemos utilizar los afiliados con más frecuencia son las listas de ventas de Amazon, que se pueden consultar para cada categoría del catálogo.

Ejemplo: Lista de los productos más vendidos en la categoría Dispositivos GPS.

Estas listas son útiles, pero conviene saber algunas cosas antes de echar mano de ellas y fusilarlas en tu web:

  • No te conformes con la primera página. Amazon divide sus listas de ventas en 5 páginas de 20 productos cada una (máximo 100 artículos), pero te equivocas si piensas que la primera página contiene los 20 productos más vendidos. Muchas veces, estos 20 primeros lugares los ocupan 5 o 6 productos iguales, que simplemente difieren en el color o en un pequeño detalle. Cada uno de ellos tiene un identicador distinto en el catálogo de Amazon, y por eso en las listas aparecen como entidades diferentes.
  • Las listas se actualizan casi en tiempo real, varias veces al día. ¿Qué significa esto? Pues que la lista que estás viendo ahora puede ser engañosa. Sería genial poder en Amazon una lista de “los más vendidos de este mes”, pero por desgracia aún no existe. Tal y como funcionan las listas ahora mismo, te puedes encontrar de un día para otro con un producto nuevo situado entre los 10 primeros lugares, luego verlo en la cuarta página del listado, luego desaparecer por completo de la lista, y luego volver a entrar…
  • Debes monitorizar las listas que más te interesan. Si piensas que puedes meter todos los productos de una lista y con eso tener ya cubierto el espectro de artículos más populares, estás equivocado. Muchos productos desaparecen de las listas al cabo del tiempo, otros aparecen durante un corto espacio, otros entran y salen… pocos casos encontramos que realmente estén en una lista de más vendidos para siempre.
  • La categorización de Amazon es imperfecta. He avisado de este peligro en el anterior punto de la guía. A veces se les cuelan productos que pertenecen a otra categoría, o artículos que no tienen nada que ver con el área que estamos consultando. Ándate con ojo porque muchos errores saltan a la vista, pero otros no tanto… sobre todo si estamos empezando y no dominamos del todo nuestro nicho.
  • No todos los artículos merecen la pena. Así es: el hecho de aparecer en la lista de más vendidos de una categoría no significa que ese producto sea muy popular. Puedes estar viendo una posición ficticia (que no falsa). Ejemplo: sj alguien compra de una vez muchas unidades de un producto concreto, probablemente ese producto suba como la espuma en la lista de ventas durante algún tiempo. Y a lo mejor es un producto que no conoce nadie, ni se demanda, ni nada. Yo he visto productos desconocidos aparecer durante algunos días en la primera página (top20) de su categoría… y después desaparecer para siempre.
  • No todas las categorías son iguales. Hay categorías muy pobladas, con cientos de productos distintos, donde la lista de venta es un buen instrumento de referencia. En cambio, en una categoría pequeñita de 50 productos apenas verás cambios a lo largo del tiempo… y posiblemente los últimos productos de la misma no tengan relevancia alguna en el mercado.
  • Derivado de los puntos anteriores… conviene cotejar con herramientas SEO la popularidad de un producto determinado antes de decidir si vamos a invertir tiempo en promocionarlo.

Algunos productos tienen versiones usadas o reacondicionadas

… y se venden, claro está.

Y en tu panel de afiliados no se te avisa en ningún momento de qué producto concreto has vendido a través de tu web.

No será la primera vez que uno da saltos de alegría porque ha vendido un sistema de sonido carísimo, y luego se encuentra con que el producto vale menos de la mitad de lo que pensaba… Porque en realidad lo que compró el usuario era el modelo de segunda mano.

Productos segunda mano en Amazon

Los productos reacondicionados (no confundir con productos de segunda mano) suelen ser verdaderas gangas, y pueden funcionar muy bien con la técnica de crear urgencia, en combinación con una newsletter y cosas así. Ya sabes, un email en plan ¡Ofertón! ¡Corre que se acaba! La secciones Outlet de Amazon y Amazon Reacondicionados suele pasar desapercibidas, y son una fuente genial de ideas de este tipo.

Diversificar los productos que promocionas

No te conformes con tener éxito en un producto concreto o en un tipo de producto concreto. Es un riesgo. Yo no estaría tranquilo si la mayoría de mis ingresos -aunque fuesen muy altos- procedieran de 3 o 4 productos determinados.

El catálogo de Amazon es un organismo vivo. Los productos desaparecen, se descatalogan, entran y salen del stock… Todo el rato. Y todo esto sucede sin que tú te des cuenta.

Tú pones un enlace de afiliado en tu web y no puedes saber si dentro de 6 meses sigue activo o no. Puedes monitorizarlos, por supuesto, pero si tienes una web con miles de productos distintos pues la cosa ya no es tan sencilla.

Incluso su valor cambia. Puedes tener mucho éxito con un modelo concreto, y a los pocos meses resulta que su marca saca un modelo nuevo y el que tú estabas promocionando pasa a costar la mitad. O que la marca cierra y desaparece del mercado. O que se fusiona y cambia de nombre, y entonces la keyword que te estaba trayendo tantas visitas para un producto concreto ya no vale para nada.

No estoy elucubrando, estoy contando ejemplos reales que me han ocurrido a mí 🙂

Y no hablemos ya de la propia estructura de comisiones de Amazon, que puede cambiar sin previo aviso -bueno, sí que suelen avisar con 2 o 3 semanas de antelación- y bajarte a la mitad o a menos de la mitad las comisiones de una categoría concreta. El pasado 1 de mayo tuvo lugar el último gran cambio en las comisiones del programa de afiilados de España (ojo porque las comisiones son diferentes según el país).

Algunas categorías subieron o bajaron del 5% al 7%, o del 5% al 3.5%. Quizá cuando lo lees así no parece mucho. Pero pasar del 5% a 7% en la estructura de comisiones es un 40% de dinero que tú te llevas. El 40%, repito. De un plumazo.

Por muy bien que te vaya el negocio, no olvides que en el programa de afiliación de Amazon hay un sinfín de variables que escapan a tu control.

Si trabajas con Amazon: cuantos más productos distintos, mejor; cuantas más marcas, mejor; y cuantos más modelos, mejor.

Promocionar productos caros…

Esto tiene todavía más sentido desde la retirada del límite de 10€ en España, pero seguiría recomendándolo aun con el antiguo límite.

Lo primero que debe hacer un afiliado es promocionar los productos top de su nicho. Da igual su precio. Eso es evidente y lo sabe todo el mundo.

Una vez superada esa etapa, que cualquiera debería tener cubierta en pocas semanas, solemos encontrarnos ante una vasta extensión de terreno con, literalmente, decenas de productos “secundarios” que, por supuesto, no podemos acoger de golpe en nuestra web. Hay que seguir algún orden.

A igualdad de promoción, el grueso de los ingresos proviene siempre de productos caros. Si tu negocio de afiliación es serio y tiene cimientos sólidos, un reseña es una potencial fuente de ingresos que siembras un día en Internet y cosechas durante años. A lo mejor cosechas una venta cada X meses, pero si esa venta es poderosa, al final la reseña te saldrá rentable. Piensa en el largo plazo.

A mí me puede interesar “hacer una apuesta” y dedicar un par de horas a un mega-artículo sobre un producto muy caro. Si posiciona bien o incluso si no posiciona bien pero suena la flauta y alguna vez alguien lo compra… Con una sola venta ya he amortizado ese tiempo.

Con un producto que me va a dar 50 céntimos por venta, ni me planteo esa cuestión.

Aunque hay excepciones:

…Pero no descartar productos porque sean muy baratos

Lo normal es que la mayor parte de tus ingresos provengan de los productos más caros, pero no subestimes el poder de los productos de 5, 10 o 20 euros. Quizá no te den un gran beneficio directo, en forma de comisiones, pero sus reseñas pueden actuar como embudos de tráfico que tú, astutamente, puedes dirigir hacia las áreas de mayor conversión de tu portal.

En mi calendario editorial, por norma general, priorizo los productos caros. Pero recomiendo vigilar muy de cerca las listas de productos más vendidos de Amazon, y las herramientas de análisis de keywords (Keyword Planner y demás), y hacer reseñas igual de potentes para productos que sean populares. No productos top, pero sí suficientemente populares.

¿Cuánto es “suficientemente”? Pues eso ya debes analizarlo y valorarlo tú.

No te importe que sean baratos. Piensa en ellos como captadores de tráfico, y no como monetizadores directos.

Recuerda también que Amazon te bonifica cualquier venta que provenga de tu cookie, sea o no sea la del enlace directo del producto, así que muchas ventas de un producto -aunque sea barato- normalmente significarán ventas adicionales de otros productos que no tengan nada que con tu web.

El poder de las ventas cruzadas en Amazon muy grande (ya hemos dicho que la web de Amazon un caos, pero manejan esto mejor que nadie)… y te darás cuenta sobre todo en los meses de noviembre y diciembre con la fiebre de los regalos. Raro es el día que no tienes alguna venta de juguetes o videojuegos.

– “¿Pero qué dice este tío? ¿al final promociono productos caros o baratos? ¿Los promociono todos? ¿Y para eso hace falta escribir una guía?”

Tranquilidad. Entiendo la confusión.

Lo que trato de exponer es que, a pesar de que puedan existir pautas de actuación generales, más o menos válidas en la mayoría de casos (en este ejemplo, yo aconsejo priorizar productos de valor alto), el profesional debe tener siempre una mente analítica y no dejarse llevar por caminos preestablecidos, por tutoriales, o porque alguien te ha dicho algo o lo has leído en algún sitio.

Este negocio es tan amplio y tan complejo que debemos saber extraer conclusiones de cada situación, de manera individual. Todo puede conllevar implicaciones, y todo puede esconder una oportunidad a la espera de que alguien la aproveche.

El truco para conocer los productos con un determinado descuento

En algún momento quizá te pueda interesar promocionar a tus lectores productos con descuentos interesantes. Para descubrirlos, solo tienes que hacer lo siguiente:

En primer lugar, accede a esta URL:

https://www.amazon.es/gp/search/?node=2929017031&tag=b3cero-21&pct-off=10-99

Fíjate bien en la última parte, la que te señalamos en negrita y color rojo:

https://www.amazon.es/gp/search/?node=2929017031&tag=b3cero-21&pct-off=10-99

Este parámetro “pct-off” es un filtro que nos permite ver únicamente los productos que están rebajados en el porcentaje que indica su valor. En el ejemplo que damos, 10-99 significa que estaremos viendo todos los productos rebajados entre un 10% y un 99% de su precio oficial.

Por ejemplo, si quieres ver las zapatillas de running que están rebajadas entre un 25% y un 50%, simplemente tenemos que modificar la URL y acceder a estar dirección:

https://www.amazon.es/gp/search/?node=2929017031&tag=b3cero-21&pct-off=25-50

Sencillo, ¿verdad? Pues ahora ya depende de ti el saber sacarle provecho.

CAPÍTULO V – Cómo funciona Amazon (por dentro)

Un repaso a algunas pautas de comportamiento de la plataforma de afiliación de Amazon. El tipo de cosas que a muchos nos gustaría haber aprendido antes de empezar nuestros negocios.

Comprender la estacionalidad de Amazon

En mi caso, y hasta donde yo sé ocurre de manera similar con partners similares, los ingresos se distribuyen con el siguiente patrón anual:

  • 9 meses de rendimiento normal y similar entre ellos. Febrero suele ser un poco peor, pero tampoco hay una diferencia notable respecto al resto.
  • El mes de noviembre con un 15% más de ingresos de lo normal, gracias al Black Friday, al Cyber Monday y a la semana posterior.
  • El mes de diciembre suele arrojar un 80% o 90% (o sea, casi el doble) más de ingresos que cualquier otro mes.
  • El mes de enero, merced a la inercia de la campaña navideña y a la campaña de Reyes, suele ser un 50 o 60% mejor que cualquier otro mes. No llega a ser como diciembre, pero casi. No sé si fuera de España ocurre lo mismo (aquí tenemos la ventaja de los Reyes Magos).

El día con más ventas de todo el año, con muchísima diferencia es el Black Friday. A mí ese día se me multiplican las ventas de un día normal por 7 o por 8. El mes con más ventas, con mucha diferencia también, es diciembre. En diciembre no solo tienes más visitas en tu web, sino que esas visitas llegan más predispuestas a comprar, y la tasa de conversión es mayor de lo habitual.

Atentos también a promociones puntuales que Amazon saca a veces para potenciar las ventas en las épocas menos propicias del año. Por ejemplo en 2015 hubo una campaña parecida al Black Friday en pleno verano, que trajo también pingües beneficios.

¿Por qué es necesario conocer estos picos de rendimiento? Principalmente para estar prevenido en cuanto a servidores y cargas de trabajo de tu web. Que no te pille de sorpresa el primer año que llegues con cierto volumen de tráfico.

No todas tus ventas se convierten en ingresos

Este es uno de los aspectos más oscuros de Amazon, y que no todo el mundo conoce. Sorprendentemente hay poca o nula documentación sobre el tema y siempre he tenido la duda de si era un problema exclusivo mío, o era algo generalizado.

Siempre hay un desfase entre “productos enviados” y “productos comprados” al final de cada mes. Como sabes, tú cobras la comisión no cuando el usuario compra el producto, isno cuando Amazon se lo envía.

 Más o menos un 10% del total de productos se pierden . Aparecen como venta en tu panel de afiliado, pero luego ni se envían, ni se cobran, ni se devuelven, ni salen en ningún sitio. Como es natural, este desfase no se aprecia si el volumen de ventas es bajo. Pero puede salir a la luz si cogemos un período de tiempo grande.

Como ejemplo, en todo el año pasado (desde el 1 de enero hasta el 31 de diciembre de 2015) mi cuenta registró 2.489 comprados y 2.287 enviados. ¿Dónde están los 202 que faltan?

El tema pasó de ser un misterio sin importancia a generar un mosqueo considerable cuando mi volumen de negocio empezó a crecer. Actualmente genero más de 300 ventas todos los meses, y rara vez el número de productos enviados supera los 270 – 280. Y eso a final de año es un dinerillo.

Pues bien, la respuesta es la siguiente:

La diferencia entre productos enviados y productos comprados durante un período prolongado de tiempo es un sumatorio de:

  • Pedidos con errores de precio: cuando el precio tiene un error de nuestro sistema de precios, el pedido se cancela y el dinero se devuelve.
  • Pedidos cancelados por los propios usuarios: cuando el cliente cancela su pedido antes de que este se envíe.
  • Pedidos devueltos: recibidos y devueltos por el cliente.
  • Pedidos personales: en el caso de que alguna de vuestras propias compras llevase tag de afiliado.

Esta información no me la estoy inventando yo, sino que procede de uno de los managers de la compañía en España a quien tuve ocasión de preguntar directamente sobre el tema.

Los puntos clave son los dos primeros, ya que los pedidos devueltos (c) sí aparecen en tu panel de afiliado como tales, y por tanto no son ningún misterio. Y los pedidos personales (d)… Cualquier profesional serio debería tenerlos controlados al máximo.

Las comisiones que te restan por productos devueltos son difíciles de detectar en el día a día, porque la resta aparece el día que se registra la venta, y no el día que el usuario realmente devuelve el producto. Ejemplo práctico: un lector compra un producto el día 1 y te da 10 euros de comisión. Luego resulta que el usuario recibe ese producto, por lo que sea no le convence, y lo devuelve el día 6. Los diez euros de comisión no aparecerán restados en tu informe del día 6, sino en tu informe del día 1 (que es donde está registrada esa venta).

Este agente de Amazon también me dijo que mi porcentaje (el 10% que comentaba al principio) estaba en el promedio o incluso ligeramente por debajo del de otros afiliados de similar tamaño en nuestro país. No es un consuelo, me sigue pareciendo una cifra altísima. Pero es lo que hay.

Así que no te extrañes si aproximadamente el 10% de las ventas de tu programa de afiliados no se reflejan nunca en las comisiones.

Lo que cuenta es el precio del producto sin IVA

Esto viene indicado en las condiciones del programa de afiliados, pero como tantas otras cosas los usuarios solemos pasarlo por alto -no nos gusta leer la letra pequeña- y luego nos llevamos las manos a la cabeza porque un producto de 200€ aparece luego en nuestro panel con un valor de 160€.

Seguramente este detalle llegue a más gente si lo incluimos en esta guía, que si esperamos a que lo lean en las páginas de los términos legales de Amazon. Recuerda: para calcular el porcentaje de comisión solo cuenta el precio del producto sin el IVA. 

Utilizar los ID de seguimiento

Esta es una de las funciones que me gustaría haber aprovechado más, o mejor, desde que trabajo con Amazon. Siendo más preciso, me gustaría haberla empezado a utilizar antes.

Amazon te permite crear hasta 100 IDs de seguimiento, que no son más que alias de tu ID real y único de afiliado.

En tu panel de afiliado de Amazon, puedes ver los informes para toda tu cuenta (que es la opción por defecto) o solo para el ID concreto que quieras.

ID de seguimiento

El uso de los IDs de seguimiento es fun-da-men-tal si haces experimentos o tests. Y si no los haces, estarás perdiendo oportunidades de optimizar tu rendimiento como afiliado.

Ejemplos de uso:

  • Si tienes varias webs de afiliado, no hace falta que crees una cuenta diferente para cada una. Crea varios Ids y usa cada uno donde lo necesites.
  • Si estás empezando, puedes usar enlaces y botones de una determinada manera (colores, ubicaciones) en la reseña de un producto, y de una manera completamente distinta en otro producto distinto. Usa un ID de seguimiento en cada reseña, y así podrás ver cuál te funciona mejor.
  • Si por algún extraño motivo quieres usar banners en tu web, o colocar enlaces de afiliado en el sidebar, utiliza un ID de seguimiento para ver cómo rinden respecto a los demás enlaces de tu portal.
  • Pongámonos en una hipótesis: si escribes un post como invitado en una web que no es la tuya, e hipotéticamente metes enlaces de afiliado para ilustrar algunos ejemplos, quizá (digo quizá) te interese usarlos con un ID de seguimiento para trackear a lo largo del tiempo si ese post te ha proporcionado ventas y no has invertido tu tiempo por amor al arte… Ups! 🙂
Nota Del Autor: A modo de experimento en tiempo real, “hipotéticamente” prometo compartir en los comentarios el número de clicks e incluso los ingresos, si se producen, que obtengo a partir de este artículo.
Amazon te permite crear muchos IDs de seguimiento, pero no los uses a lo loco. Por dos motivos: 1) Si tienes más de la cuenta se vuelven en tu contra, porque es difícil monitorizarlos. 2) No puedes borrarlos.

Sacar partido de los informes de pedidos

Bueno, los informes de Amazon a pesar de ser terribles sí que pueden resultar útiles a veces para detectar oportunidades de productos con potencial (o sin potencial).

Observa este cuadro extraído de los “informes de pedidos”:

Informes pedidos

Conviene fijarse para cada producto en tres columnas (no salen en la foto, pero son de derecha a izquierda, la quinta, la cuarta y la segunda. Les pongo un nombre sobre la imagen para que se entienda mejor):

  • Direct-Link Conversion: es un porcentaje, y se refiere al número de veces que se ha comprado un producto que nosotros hemos promocionado directamente.
  • Direct-Link Clicks: muestra el número de veces que se ha hecho click en un enlace directo de un producto.
  • All Other Items Ordered: muestra la cantidad de productos que hemos vendido sin que el comprador haya accedido a ellos directamente.

Es básico entender la diferencia entre productos a los que el comprador acceder de manera directa, y los que no.

¿Cómo se interpreta esto? Vamos a explicarlo sobre los datos de la tabla anterior.

Un producto con una alta tasa de conversión significa que mucha gente que pulsa sobre su enlace acaba comprándolo. Este producto tiene un gran potencial y deberíamos promocionarlo más (obtener más Direct-Links Clicks) en nuestra web. En el ejemplo los señalo en azul.

Un producto con una baja tasa de conversión no parece que merezca la pena nuestro esfuerzo. La gente hace click sobre él (lo promocionamos bien) pero luego por lo que sea no acaba comprándolo. En el ejemplo, el producto señalado en amarillo tiene una baja tasa de conversión. 136 pulsaciones, solo 3 ventas. Habrá qué valorar qué hacer con ellos.

Un producto que no tiene Direct-Link clicks pero que sí tiene ventas quiere decir que la gente lo compra, por el motivo que sea, aunque no acceda directamente a él a través de nuestra web. La lógica dice que quizá estemos tardando en hacerle un hueco en nuestras páginas. En el ejemplo los señalo en rojo.

Todo esto hay que cruzarlo con los precios de cada producto, claro… no es lo mismo que los ejemplos sean productos de 1000€ que productos de 10€. Pero creo que se entiende la utilidad de saber interpretar los informes. 

Elaborar tus propios informes

Para hacer un buen seguimiento de mi actividad, los informes del panel de Amazon me resultan insuficientes.

Cuando la cosa se puso seria, tuve que ir anotando las ventas y los datos que a mí me interesaban en mis propias hojas de cálculo, porque necesitaba datos cruzados, información, conclusiones… Que el panel de Amazon no me ofrece.

Recomiendo hacerlo desde el principio para luego no tener que gastar mucho tiempo en anotar muchos meses de actividad desde el principio de la web, como me ocurrió a mí.

Una de las cosas que repito siempre en las encuestas de satisfacción de Amazon, es que deben mejorar el panel de control y estadísticas de los afiliados. Tanto en cantidad de la información, como en usabilidad.

La herramienta que más dinero me ha hecho ganar hasta la fecha

Una hoja de Excel. Ni más ni menos.

Trabajar con Excel y Amazon

Desde casi el principio de mi actividad voy anotando cada venta de cada producto primario de mi portal. Producto primario = producto que yo promociono directamente. Si mi web es de cafeteras, pues anoto las ventas de cafeteras.

Apunto solo las ventas mensuales… Hacerlo con mayor frecuencia resultaría en una hoja de tamaño inmanejable. La captura lógicamente es un extracto muy reducido de la hoja real.

La lista de ventajas que me proporciona esta herramienta, sencilla en apariencia, es muy amplia. Por ejemplo:

  • Aíslo mis productos principales (aquellos a los que realmente ataco en mi web) del resto de ventas colaterales. ¿Por qué me interesa aislarlos? Porque son las ventas sobre las que yo realmente tengo control.
  • Puedo discernir tendencias. Detecto cuándo un modelo de pronto se deja de vender, o cuándo comienza a venderse más.
  • En la hoja agrupo los modelos por marcas, así que conozco perfectamente qué marcas me funcionan mejor y qué marcas me funcionan peor.
  • Sé que un alto porcentaje de las reseñas que escribo se convierten en ventas. Ejemplo real: en la web de ComprarMiCafetera.com, he vendido 220 modelos de cafeteras distintas. De esas 220 solamente 3 no están en mi web como reseñas. Conclusión: para vender una cafetera tengo que hablar de ella en mi web. Y tengo hechas casi 300 reseñas en total, así que sé que si hago una reseña de un modelo, tengo altas probabilidades de que a largo plazo genere al menos una venta.
  • De un vistazo compruebo que los modelos de determinadas marcas aumentan sus ventas exponencialmente en los meses navideños.
  • … Y así infinidad de detalles que se van averiguando con el uso diario y que serían invisibles si solo me ciñera a los informes de Amazon.

Como consecuencia de los anteriores puntos, la hoja actúa en gran parte como directora de mi planificación editorial, y me orienta sobre qué debo escribir más y sobre qué debo escribir menos en el futuro. Sí, ¡es como tener un asistente editorial que no te cuesta dinero!

Hay que saber interpretarlo, pero… De verdad, es muy muy potente.

Estoy convencido de que sin esta herramienta mi web no generaría ni la mitad de ingresos que genera actualmente. Y recomiendo a todo el mundo que utilice una del mismo estilo, cuanto antes mejor.

Excel es tu amigo.

Leer bien los avisos de Amazon

Las notificaciones de Amazon, sobre todo los avisos de cambios en el programa de afiliados, llegan por correo de manera muy subrepticia y muy periódica. El aparente caos que reina en la interfaz de su tienda online se contagia también a sus correos, que suelen ser extractos gigantescos de textos con una letra algo pequeña y un interlineado para mi gusto agobiante.

Como son tan poco amigables, llegan muy de cuando en cuando, y suelen llevar el mismo título en el asunto del email, es fácil pasarlos por alto, o abrirlos pero no prestarles mucha atención.

Por ejemplo, cada vez que hay un cambio de condiciones en el programa de afiliación te mandan un extracto donde repiten tooodos los párrafos que cambian, y tooodos los párrafos tal y como estaban antes, para cada país de la Unión Europea (Francia, Italia, Alemania, Reino Unido y España).

Da igual que el cambio sea sustancial o que se trate de una actualización sin importancia en un par de palabras. Siempre se presentan igual (igual de poco amigables, en este caso).

En ocasiones estos cambios afectan directamente a nuestro negocio o a nuestra situación fiscal. Hay que leerlos despacio y asegurarnos de haberlos entendido bien, aunque pensemos que no sirven para nada.

Por citar un ejemplo reciente, el famoso cambio en la estructura de comisiones que afectó al programa de España no se difundió con la claridad debida y mucha gente o no se enteró o se enteró a medias, o malinterpretó el mensaje.

CAPÍTULO VI – Conocimiento y herramientas

Para terminar, un resumen de disciplinas y herramientas adicionales que puede ser útiles conocer para tu labor como afiliado. Algunas absolutamente obligatorias.

Utiliza un tema optimizado para conversión de afiliados

Asumimos que estamos hablando de webs bajo WordPress, claro está.

Ten claro que miles de personas han hecho esto antes que tú, y ya está casi todo inventado. Sé práctico: utiliza una plantilla que haga todo el trabajo sucio de conversión, y que esté realmente optimizada para el marketing de afiliación.

Estos temas han sido construidos por profesionales de la afiliación, después de probar muchas otras plantillas y adaptarlas a sus intereses. Han sido probados, re-probados y modificados decenas de veces. No suelen dejar ningún detalle al azar. Tienen los elementos dispuestos de la manera correcta para que la tasa de conversión del site sea la mayor posible. Te ofrecen posibilidades de categorización y menús pensados para sites de afiliados. Incluyen un montón de extras que no tienen sentido en una plantilla de propósito general.

En mi caso utilizo Ultimate Azon Theme (link de afiliado, gracias), de cuyas virtudes y defectos puedes leer una breve reseña aquí: reseña de Ultimate Azon Theme (en inglés).

Existen otros por ahí, y mi recomendación es emplear cualquiera de ellos –por cierto, si alguien conoce algún otro ejemplo interesante, el feedback es bienvenido-.

¿Has visto esas tablitas tan chulas, esos módulos con estrellitas o esa herramienta comparativa automática? ¿Esas pijadas que les encantan a los compradores y que todo el mundo pregunta “qué plugin usas para…”? Síiii… En efecto, ya vienen incluidas de serie en una plantilla como esta.

En el caso de Ultimate Azon Theme (UAT), que es el que yo uso, algunos lectores pueden pensar que peca de simple, que el interfaz puede dar un aire ligeramente anticuado (aunque luego se puede personalizar la apariencia casi al 100%, pero poca gente invierte tiempo en esto), que si patatín, que si patatán…

Ya.

Pero la realidad es que convierten mejor que cualquier otro, porque están hechos para eso. Lo demás son pamplinas que importan poco.

No es lo mismo usar un color que usar otro. No es lo mismo que el botón de llamada a la acción esté en un sitio que en otro. No es lo mismo que por encima del pliegue salgan en un primer vistazo unos elementos, o que salgan otros. Y así podría seguir con decenas de detalles.

Tiene incluso un módulo propio para poder monetizar las ventas desde diversos programas de afiliados de Amazon (imprescindible si tienes tráfico y ventas desde otros países).

Yo mejoré la tasa de conversión de mi portal de 0.90-1.00% hasta un 1.30-1.35% de un mes para otro, nada más instalar el tema. Anteriormente usaba uno gratis, tuneado por mi. A primera vista puede parecer que pasar de un 1% a un 1.30% de conversión no es gran cosa… Pero es un 30% más de ventas todos los meses.

A partir de cierto nivel, un 30% de mejora es… Mucho no, muchísimo.

Y ojo, que hablo de un portal que ya tenía recorrido y cierto volumen de ventas. Es decir: el mismo contenido pasó de un mes a otro a convertir un 30% mejor.

Evidentemente, soy afiliado de UAT y tengo cierta relación profesional con su autor, Dave Nicosia. No tengo ni idea del precio que puede tener UAT en el momento en que tú estés leyendo estas líneas, porque Dave suele aplicar promociones y descuentos continuamente. Ni siquiera sé si tiene un “precio estándar”. Lo único que te queda es pinchar y comprobarlo por ti mismo.

Vigila tu tráfico desde móviles

Cuando empieces a tener una cantidad de tráfico decente (dejémoslo en no residual), hay muchas posibilidades que la mayoría de tus visitas te lean desde un dispositivo móvil. Mayoría = más del 50%.

Pero claro, nosotros cuando trabajamos normalmente lo hacemos desde un equipo de escritorio y con una pantalla bastante grande.

Si no eres un experto en marketing online, quizás se te escape este detalle.

 No dejes de vigilar cómo se ve tu web desde un móvil.  

Los contenidos, la publicidad, los botones de afiliado, las imágenes… En un diseño responsivo quizá no se vean como tú crees que se están viendo.

Y muchas de tus ventas las puedes estar perdiendo por el camino.

Así que…

  • Lección uno: utiliza una plantilla con diseño responsivo (esto es obligatorio y debería saberlo todo el mundo, pero por recordarlo).
  • Lección dos: asegúrate de que controlas perfectamente cómo se ven tus contenidos y cómo funcionan tus embudos de afiliación tanto en desktop como en mobile.

Fórmate en escritura persuasiva (vulgo copywriting)

Si quieres ganar dinero a través de tus contenidos, tienes dos opciones: o eres un experto en escritura persuasiva, o trabajas con uno del gremio. Si decides subcontratar la edición de contenidos, asegúrate de que quien te escriba los textos sea un profesional de la materia.

Sin escritura persuasiva no llegarás a nada en el marketing de afiliación. Lo siento.

Y sí, esto tiene mucho que ver con el SEO, también.

Recomiendo → Manual completo de copywriting web en español, de Rosa Morel. La publicación de referencia sobre este tema en habla hispana. No hay más que decir.

CRO

Sí, CRO. Conversion Rate Optimization. Tu éxito está en estas siglas.

En una web de afiliados, la tasa de conversión es lo más importante. Debes intentar que la mayor cantidad posible de tus lectores termine pinchando en uno de tus preciados enlaces. Esa es tu meta.

Procura optimizar tu tasa de conversión cuanto antes. Haz todas las pruebas necesarias, estudia, lee, fórmate, haz cursos especializados… Lo que necesites. Pero tu primer objetivo debe ser amplificar la tasa de conversión.

Cuando la tengas totalmente afinada,, entonces ya podrás preocuparte de conseguir más lectores, abarcar más contenidos que los puramente básicos, embellecer tu diseño, etcétera.

Mucha gente lo hace al revés. Se preocupa del diseño, se preocupa del SEO… se preocupa de mil detalles antes de aprovechar al máximo cada visita que les llega. Se olvidan de que son afiliados, y deben seguir una serie de prioridades si se desean obtener beneficios.

La API de Amazon es un infierno

Encontrarás múltiples testimonios sobre esto. Yo no la uso, aunque supongo que se le puede sacar partido si se dispone de tiempo y de recursos técnicos para explotarla.

En mi caso, no me otorga más beneficio que poder consultar y ofrecer en tiempo real los precio reales de los productos en la web. Y eso no me interesa demasiado.

Prefiero decir claramente que los precios de Amazon fluctúan, y que la mejor forma de saber el precio es pinchando en el enlace de afiliado y comprobándolo en tiempo real. Me parece mucho más efectivo para la tasa de conversión, que al final es de lo que se trata.

De todas formas, si alguien se decide a usar la API de Amazon con cualquier propósito, que sepa de antemano que debe armarse de paciencia.

Se puede conseguir una tasa de conversión del 700%

Voy a contar un caso real (febrero de 2015), más como curiosidad que para recomendar seguir su ejemplo.

He leído historias acerca de países en vías de desarrollo donde Amazon no trabaja ni envía productos, y además determinadas cosas (pongamos por ejemplo, material de electrónica) cuestan muchísimo más de lo normal. Lo que hace la gente de estos países es importar las cosas desde Estados Unidos, a través de compañía de todas

En este escenario operan decenas de compañías de transportes y logística como intermediarias. Estas empresas compran los productos en Amazon (directamente en América) y los distribuyen a sus clientes de estos países (lo que Amazon no hace) a cambio de un pequeño importe.

  1. Sabiendo esto, y teniendo una cuenta de afiliado en Amazon Associates (Amazon USA), a alguien se le ocurrió una día enviar un email de consulta a alguna de estas empresas, para preguntar por sus servicios.

Un astuto email del tipo:

Hola, ¿cuánto me cobraríais por este producto [enlace de afiliado de Amazon]? Mirad su precio actual y decidme por favor vuestra tarifa. ¡Gracias!

Estas empresas solo se dedican a esto, y por tanto compran grandes cantidades de productos a diario. Al tipo en cuestión se le ocurrió que quizás la empresa hiciese sus compras desde el mismo ordenador en que contestan los correos… El mismo PC en el que pones una cookie tuya si consigues que pulsen en el enlace que les has enviado. Hay que tener suerte pero… Solo se tarda un minuto en enviar un email.

El resultado:

Tasa de conversión enorme en Amazon Una tasa de conversión del 700% . El tipo que hizo la prueba tiene solo 2 clicks en su enlace de afiliados… Y 14 ventas.

Solo fue un experimento pero la idea es brillante, aunque genera numerosas dudas… ¿Es legal? ¿Era simplemente un bug del sistema de afiliados de Amazon? ¿Puede Amazon detectarlo y anularle los ingresos? ¿Siguen funcionando estas empresas (el experimento es de principios de 2015)?

A nosotros nos pilla lejos, pero bueno… Lo cuento para fomentar el pensamiento creativo y darnos cuenta de la infinidad de oportunidades que hay ahí afuera.

Intentar mediar con agentes que efectúan compras masivas en Amazon… No suena mal.

Las herramientas automáticas de generación de enlaces o de contenido para afiliados

Existen numerosas formas de generar enlaces de Amazon, o fichas de contenido, de manera automática para cualquier sitio web (preferiblemente WordPress).

Para que nos entendamos, tú le pasas a la herramienta el ASIN (identificador) de cualquier producto de Amazon, que viene a ser un numeraco así: B04DO28J7Q, y al momento tienes ya publicada en tu web una ficha de ese artículo, con sus enlaces de afiliado, sus fotos, sus opiniones, sus textos, todo.

Lógicamente, en modo automático. No esperes encontrarte la prosa de Borges ni los versos de Valle-Inclán en las descripciones de los artículos.

Como es natural, existen casos de éxito utilizando estas herramientas de sincronización automática… Pero quede claro que yo no las recomiendo. Salvo que seas un profesional que sabe lo que hace y que se dedica exclusivamente a este tipo de negocios. Además, algo me dice que tanto Google como Amazon acabarán metiéndoles mano en algún momento (esto es una opinión mía totalmente gratuita sin base alguna).

Sí puede ser muy interesante que tu web tenga forma de tienda online. Una tienda online es un instrumento con un mayor grado de pasividad que una página de contenidos más amplia (que no solo persigue vender, sino también ofrecer información de calidad)… Pero es una opción tan válida como cualquier otra.

La forma más sencilla y más popular de crear una tienda online y luego añadir productos a cascoporro es a través del archiconocido WooComerce y su interminable ejército de plugins de pago. Pero insisto… Los artículos procura añadirlos y escribirlos tú mismo. No los sincronices de manera automática.

Una técnica fantástica para combinar SEO + Tienda Online + Afiliación es la que explica Romuald Fons aquí: Turbo SEO Affiliate-Commerce

El truco del carrito y la cookie de 90 días

Bueno, esto está ya explicado en 10.000 sitios así que no voy a redundar en algo que sabe todo el mundo. La cookie de Amazon dura 24 horas, pero si la cookie se activa en el momento de añadir un producto al carro de la compra, la duración es de 90 días.

Esto se puede lograr a través de varios plugins, como Woozone, Prosociate y seguro que alguno más. Todos de pago. Si alguien no los conoce, son plugins para afiliación muy completos y con numerosas funciones, entre las cuales se incluyen detalles como el que comentamos en este punto. Su función básica suele ser la generación de contenido automático para afiliados -que es lo que referimos en el consejo anterior.

Personalmente esto de la cookie de los 90 días no lo uso, no me gusta. Conozco casos que lo han intentado y les ha ido bien, pero por desconocimiento y por convicción yo no puedo recomendarlo.

Si fuera algo 100% efectivo y probado, lo usaría todo kiski. Y lo cierto es que no es así.

Además la cookie en cuestión no se activa cuando el usuario pincha en tu enlace, como ocurre en los enlaces convencionales que te proporciona Amazon. En este caso es necesario un paso más: al usuario lo envías a una pantalla donde luego él tiene que añadir su producto al carrito de la compra. Si lo añade, entonces es cuando se activa la cookie de 90 días. Si el usuario no da ese paso, tu link de afiliado no sirve para nada.

En fin, que yo le veo más de un claroscuro y no quiero eso para mi negocio. Pero existir, existe, y hay quien lo utiliza con éxito.

Algunos testimonios favorables: BierzoSEO y BlackHatworld.

EPÍLOGO – Mis 3 mayores aciertos como afiliado de Amazon

Mi web al principio era una de tantas de afiliados con beneficios de andar por casa. Si hoy es un caso de éxito que genera ingresos de cuatro cifras todos los meses, es debido sobre todo a tres decisiones que tomé en su momento.

  1. Utilizar un tema optimizado para afiliación, como Ultimate Azon Theme.
  2. Ampliar el registro de productos que tenía pensado al principio, y comenzar a promocionar productos de alto valor.
  3. Construir y utilizar mis propias hojas de informes, como complemento a los que me ofrece Amazon.

Ni más, ni menos. Si quieres ir al grano y extraer de mi trabajo solo las lecciones más importantes, quédate con estas tres.

Por si alguien no se ha dado cuenta, a lo largo de este texto he ido usando y poniendo en práctica varios de los consejos y técnicas mencionadas en la guía. Hay que predicar con el ejemplo, ¿no?

Jose Avila

Share on FacebookShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on Twitter